CyberPadres  
Síguenos en: Facebook Cyberpadres Twitter CyberPadres
Registrarse  |  Mapa Web
Inicio SER PADRES Ir a la Escuela Guías Infantiles Tiempo Libre Viajar con Niños Agendas Infantiles
Futura Mamá | Nutrición | Tu Pediatra | Tu Psicólogo | Tu Salud | La Familia | Mayores | Adopción | Necesidades Especiales | Esterilidad e Infertilidad
 
Conferencias
Los piojos, esos inseparables compañeros
 
Inapetencia
 

¿Qué hay que contar a los niños?

 
¿Qué es la Meningitis?
 
Cuidamos las posturas
 

Cereales en la alimentación infantil

 
Cómo afecta el calzado en las dolencias del pie
 
Obesidad infantil, una enfermedad en aumento
 
Dolor de espalda en el niño
 
Amígdalas: nuevo tratamiento con láser
 
Estrategias educativas dentro de la familia
 
A que edad pueden los niños empezar a esquiar
 
Ayudar a los hijos en la vuelta al cole
 
Corte de digestión
 
Niños alérgicos
 
Incontinencia urinaria
 
Duración de la lactancia
 
Prevención del cáncer de colon
 
¿Oye y ve bien mi hijo?
 
El sueño en la infancia
 
Dolor de Espalda
 
Consideraciones sobre el Calzado
 

Cómo disfrutar de la menopausia

 
Depresión, ansiedad y estrés
 
La liposucción
 
Corte de digestión: ¿Mito o realidad?

Ha llegado el verano y los niños ya están de vacaciones. Es hora de ir a la piscina y a la playa; es hora de divertirse! Sin embargo, para los padres se presentan algunas nuevas preocupaciones: "no salgas sólo", cuidado con la bicicleta", "no te bañes después de comer", ...

Recuerdo que cuando era niño a algunos de mis amigos les dejaban bañarse después de comer mientras que a mí no me lo permitían. Actualmente sigue habiendo dos bandos de padres: los que creen y los que no creen en el "corte de digestión". Pero, ¿eso del "corte de digestión" es verdad o mentira?

Lo cierto es que el término "corte de digestión" es erróneo. Los problemas que pueden ocurrir al introducirse en el agua se relacionan más con otras situaciones que con la digestión y el aparato digestivo. Lo que suele ocurrir es que se produce un síncope (pérdida de conocimiento) como consecuencia de la diferencia de temperatura entre la superficie del cuerpo y el agua. Por eso el "síncope de hidrocución" (forma científica de llamar al "corte de digestión") es más frecuente cuando el individuo ha estado expuesto durante mucho tiempo al sol y se introduce bruscamente en agua fría; entonces, debido a una constricción de los vasos sanguíneos de la piel, la sangre se dirige a la red circulatoria profunda, fundamentalmente del tubo digestivo, lo que puede producir una parada de los movimientos respiratorios y cardiacos. El "síncope de hidrocución" también puede ser la consecuencia extrema de un reflejo que se produce en condiciones normales y que consiste en que, cuando introducimos la cabeza bajo el agua, disminuye la frecuencia cardíaca; una respuesta exagerada de este reflejo podría terminar en una parada del corazón. Quizá por eso, y en contra de lo que se piensa de forma generalizada, son los ancianos (con tendencia a una frecuencia cardíaca baja) – y no los niños - los más propensos a padecer este tipo de accidentes.

Por todo lo anteriormente dicho, para prevenir un "síncope de hidrocución" se deben evitar las exposiciones prolongadas al sol y los ejercicios físicos intensos antes del baño, el baño después de las comidas (especialmente si han sido copiosas o se han ingerido bebidas alcoholicas) y la entrada brusca al agua fría. Lo conveniente es entrar poco a poco en el agua para que el cuerpo se adecue progresivamente a la nueva temperatura. Además, una vez dentro del agua se debe salir rápidamente o pedir ayuda si se siente mareo, escalofríos, náuseas, visión borrosa o zumbidos de oídos.

Sirva como resumen decir que es la diferencia térmica entre la piel y el agua el factor fundamental responsable del "síncope de hidrocución", y no el proceso de la digestión; que, desgraciadamente, el cuadro puede terminar en una parada cardio-respiratoria y no de los movimientos del tubo digestivo; que no son los niños los más proclives a sufrir este tipo de accidentes; y que, aunque el término "corte de digestión" sea incorrecto, hay que tener cuidado con el baño en determinadas situaciones.

Cuídense ustedes tanto como cuidamos a los niños. ¡¡¡Buen baño!!!

Dr. Fermín Mearin
Gastroenterólogo
HOSPITAL QUIRÓN Teknon. Barcelona

HOSPITAL QUIRÓN Teknon

en colaboración con

Ir página principal
 
 
 
 
     
trailer PEPPA PIG: LAS BOTAS DE ORO
 
     
 

Últimos Artículos publicados

histórico artículos

 
 
         
 SER PADRES  IR A LA ESCUELA  TIEMPO LIBRE  AGENDAS INFANTILES  VIAJAR CON NIÑOS
         
Futura Mamá Recursos Educativos Aire Libre Agendas Infantiles Punto de Encuentro
Nutrición Calendarios Escolares Lugares de Ocio Estrenos de Cine para Niños Ayudas de Viaje
Tu Pediatra Centros Educación Infantil Museos Enlaces de Cine Viajar con un Bebé
Tu Psicólogo Libros y Algo Más Club + Amigos Videos Itinerarios
Tu Salud Derechos de los Niños Jugando   Información y Transportes
La Familia Inmigración y Extranjería     Recursos Turísticos
Mayores        
Adopción  GUÍAS INFANTILES    INTERESANTE  
Necesidades Especiales        
Esterilidad e Infertilidad Fiestas Infantiles   Historia del Vestido Femenino
  Ludotecas   Angel Blazquez, Ilustraciones en CyberPadres
  Canguros - Au-Pairs   Daniel Torres, Ilustrador e Historietista
      Pablo LLorens, Animador Stop-Motion
      La Publicidad en los años 30
      Astrología, horóscopos y demás
 
 
CyberPadrescyberpadres.com © Babysite, S.L. - España · 1998/2016 | condiciones del servicio | política de privacidad y cookies registrarse | formularios guías | mapa